Instalación de ascensor en la comunidad

Instalación de ascensor en la comunidad

En este artículo queremos abordar otro asunto de interés como es la instalación de ascensores en edificios que no cuentan con este servicio 

Alrededor de este tema siempre han existido multitud de creencias, especulaciones, intereses, etc., dando lugar todo ello a malas o intencionadas acciones a favor o en contra de su instalación 

Así mismo podemos acudir a la larga y extensa jurisprudencia que se ha ido generando entorno a este tema. Encontrando multitud de casos y multitud de soluciones dispares.

Se trata de una de las decisiones más importantes y por tanto polémicas que adopta una comunidad en estos tiempos.

Según se establece en la Ley de Propiedad Horizontal para la instalación del servicio común de ascensor y eliminación de barreras arquitectónicas se requieren las siguientes MAYORÍAS, una de ellas y la más recomendable es que el acuerdo se adopte por el voto favorable de la mayoría de los propietarios, que a su vez represente la mayoría de las cuotas de participación, consiguiendo de este modo que todos los propietarios deban contribuir a los gastos de instalación conforme el porcentaje de participación atribuida a su vivienda o local en su caso.

También se puede adoptar el acuerdo cuando uno de los propietarios  tenga una discapacidad o sea mayor de 70 años,  con el objeto de asegurar la accesibilidad universal al  edificio. En este caso cada propietario disconforme con el acuerdo tendrá que abonar como límite hasta  12 mensualidades ordinarias de gastos comune

Tenemos que resaltar que en la actualidad existen multitud y variedad de modelos de ascensor en el mercado que se ajustan a cada caso particular, dando respuesta y solucionando muchos casos de accesibilidad que hasta hace bien poco eran completamente impensables.

Recordar también, que a nivel municipal existe una ordenanza específica sobre la instalación de elevadores, llegando incluso a poner encima de la mesa la posibilidad de incoar el correspondiente expediente de expropiación a particulares con el objeto de lograr la mejora de las condiciones  de accesibilidad a las viviendas en los edificios existentes.  Se contempla la reducción  hasta 80 cm. del ancho útil de las escaleras, siempre que se cumplan una serie de condiciones.

Cabe resaltar también que con la legislación actual y en la inmensa mayoría de los casos, las lonjas y locales comerciales que son parte integrante del edificio y por tanto de la comunidad en cuestión, tienen la obligación de contribuir a su instalación.

Desde el ayuntamiento se apoya la instalación de elevadores con un programa de subvenciones que queda recogida en la ordenanza de subvenciones para actuaciones de mejora de accesibilidad en edificios residenciales

También para estos casos está abierto el abanico de subvenciones de Gobierno Vasco.

Para ampliar y aclarar cualquier duda o información  en relación con este asunto, no dude en ponerse en contacto con este despacho, en la seguridad y confianza que será debidamente atendido. Puede solicitar presupuesto sin compromiso para la gestión y administración de su comunidad.

Instalación de ascensor en la comunidad